La orilla desnuda

La noche derramada
asombra tu aliento
La noche erótica
impulsa las estrellas
a enredarse en tu pelo
Te muerdo con los ojos
para no mancharte
Alargo éste exceso
de descubrirnos
en la orilla desnuda
la misma piel.


Devuélveme

el secreto

que llevaste sin prisa

las caricias robadas

las últimas páginas

de la posdata

Devuélveme

tu cuerpo inevitable.

No hay comentarios: